viernes, 1 de febrero de 2013

Anna Karenina de Joe Wright

Después de una larga espera  ayer vi la peli de Anna Karenina!
  
No la hacían en muchos cines, lo que me pareció bastante raro, y en los pocos elegidos tuve suerte y vi que habían decidido distribuirla en VOS. Me encanta la voz de Matthew Macfadyen y no me hubiera gustado nada tener que oírle en francés.
Terminaron los minutos previos de publicidad y entonces, la sorpresa! 



La película esta montada como si se tratase de una obra de teatro y preparaos porque no deja ni un respiro al espectador! Todas las escenas están entrelazadas, sin corte alguno, lo que da una increíble sensación de movimiento a la película. Nos vamos moviendo con los personajes por distintos decorados; entre bambalinas cuando se trata de los personajes más humildes y en decorados suntuosos cuando los nobles son protagonistas. Todo esta preparado como en una coreografía; una coreografía de ensueño porque todo hay que decirlo, la fotografía, los decorados y el vestuario son exquisitos, tal y como nos tienen acostumbrados las producciones inglesas. Pero, y aquí viene la gran desilusión, la historia se pierde entre tanta estética. A mi me pareció como una estatua de mármol, bella pero fría y muerta por dentro.





El director parece mas preocupado en la puesta en escena que en la propia historia; los personajes parecen no tener química entre ellos, ni desvelan su personalidad y los sentimientos profundos que mueven sus acciones. Toda la fuerza  que desprende la novela de Tolstoi se pierde por el camino. Keira knightley y su partenaire Aaron Johnson, que encarna al conde Vronsky, hacen una buena pareja, pero no se porque no llegaron a convencerme. Puede que fuera la forma de narrar la historia la que no me permitió meterme de lleno en ella, en mi opinión deberían haber cuidado un poco más el guión, sobre todo teniendo en cuenta la preciosa materia prima de la que partían. 



                                     
                                     

En todo caso no me arrepiento en absoluto de haber ido a verla y os recomiendo que lo hagáis en cuanto la estrenen en España. Eso si, que raro se me hizo al principio ver a Matthew y a Keira como hermanos! Creo que su imagen de Elizabeth y Darcy jamas me permitirá verlos de otra forma, que como enamorados.

Y ahora como muestra de coreografía, mirad la escena del baile...vamos improvisación total eh?