sábado, 5 de abril de 2014

¡Cuidado, que llueven dardos!

El pasado jueves recibí de la parte de Zazou, autora de Bibliomanías y otros desvaríos, un dardo directo al corazón. 
No os preocupéis, no estaba envenenado ni fue mortal; al contrario, consiguió pintarme una sonrisa en la cara y me dio aún más ganas de seguir compartiendo lecturas con vosotros.

El premio Dardos viene asociado a tres palabras muy significativas para cualquier bloguero: dedicación, creatividad y esfuerzo. Por eso recibir este reconocimiento relacionado con ellas me ha provocado un batiburrillo de emociones: agradecimiento, satisfacción, alegría...
De verdad Zazou muchísimas gracias por la nominación y por tus palabras. Recibir este premio de tus manos ha sido una enorme recompensa. 

Ahora, como bien dictan las bases del galardón, es mi turno de nominación y debo añadir quince nuevos blogs a la lista. Pero yo me pregunto ¿solo quince?  Si por mi fuera, lanzaría uno de estos dardos a cada bloguero. A todas esas personas que se esconden detrás de un seudónimo, y que no dudan en arañar horas al sueño o a los pocos momentos de ocio que tienen, para compartir su pasión. 

Como esto lamentablemente, supondría una entrada infinita, acataré las normas y me ceñiré a veintiún nominados. ¡Ah! ¿que eran quince? Pues me hago la rebelde :) 

Selfie de los nominados :)
Anyway  y At Winnifred's
Pluma, espada y varita
Que leería Jane Austen
Si no leo, desespero
                                                                                       Tiempo entre lecturas

Enhorabuena a todas y ¡felicidades por vuestros excelentes rincones!
Que paseis un feliz fin de semana :)